jueves, 30 de diciembre de 2021

Como restauré una destartalada mesa


El trabajo que hoy presento se trata de una desvencijada mesa,  esta mesa no es que sea de gran calidad pero su dueño tenía especial cariño por ella.
Este mes de enero cuando llegó la dichosa "Filomena",  además de dejarnos mucha nieve nos dejó unas tremendas heladas durante varios días seguidos, y se de dos personas que esas heladas lograron helar los grifos del interior de la casa provocando unas tremendas inundaciones.
Por lo que esta mesa había soportado un chaparrón de los buenos....seguido  que la gente debido a la pandemia no se podían desplazar a sus segundas residencias.....este fue el lamentable resultado de los daños causados.
Pero siempre debemos ser positivos y fuertes para reponernos de las adversidades.
Así que si  quieren saber como logré restaurar esta mesa, les invito a seguir leyendo.




 


La mesa llegó así tal cual está en la foto....por unos días dude si yo sería capaz de restaurar y lograr devolverla todo su esplendor.
Tenía la estructura dañada debido a la humedad soportada y como consecuencia una de las patas se había soltado, además el laminado de una parte del perímetro de la mesa se había despegado.


Después de evaluar detenidamente todos los daños, empecé por despegar el laminado que estaba prácticamente desprendido. Para ello con la pistola de calor y mucho cuidado fui poniendo calor y despegando poco a poco, por si este laminado me podía ser de utilidad, para los pasos siguientes.
No fue así ya que el laminado estaba muy cuarteado y se partía con muchísima facilidad, por lo que lo tuve que tirar.


El estado del sobre de la mesa se trataba de un laminado de roble que tenía un acabado muy viejo y deteriorado, y apenas dejaba entrever la veta de la madera. (Su acabado era muy opaco y con suciedad).
Comencé a lijar con lija de grano 120, a mano y siempre en dirección de la veta de la madera.
Por lo que seguido de este lijado apareció una preciosa veta del chapado de roble.


La mesa por todo su perímetro tenía un junquillo curvado que la remata, pero como se ve en la foto en algunos sitios estaba levantado y roto.
Si se fijan en le acabado esta obscuro y sucio....por lo que con el lijado suave pero concienzudo logro dejar la madera bonita....luego van viendo.



Con cola de carpintero y la presión de los gatos voy fijando este junquillo de remate. Además le doy uno clavos con la grapadora..que quedan ocultos y le dan mucha más fuerza.


No tengo fotos de como encolé la pata que estaba suelta, pero con cola de carpintero sujetando con sargentos y metiendo tirafondos desde la parte interior, queda firmemente sujeta.
Esta es la parte que estaba peor, y que no me fue posible conservar su chapado original  de madera, ppr lo que tuve que hacer yo el chapado con una lámina de chapa de madera de roble.
Este trabajo de chapar ya lo hice en otros trabajos anteriores.como en este armario para ocultar la diana que hice con madera de palet o como hice el sobre de esta consola de arrime o  con peor resultado por ser el primero en esta mesa desfasada de los años 70
Después de tantos trabajo ya me hice una experta en el chapado de madera, y el misterio es dar una generosa capa de cola de contacto en ambas partes a unir, dejar secar muy bien y después poner papel de horno para poder planchar con una plancha sin vapor.


Como el chapado perdido era más grueso que la lámina que yo tenía tuve que hacer un recrecido para igualar con el resto de la mesa, además de crear una superficie uniforme sobre la que pegar el laminado.

Para ello use aguaplast madera de la marca Beissier, este preparado se puede adquirir en polvo como es este caso y disolver con agua creando una masa suave, fina y fácil de trabajar.
Además también lo pueden encontrar en formato de tubo ya preparado. Y existe una amplia gama de color. Pero de todas formas este producto una vez seco se puede lijar perfectamente además de poderse teñir, pintar.....o como en el caso que les presento se puede chapar con madera.




Con una paletina le voy aplicando el producto aguaplast madera, logrando así  hacer más uniforme la parte donde luego chaparé con lámina de madera.
Doy una gruesa capa ya que  tengo que recrecer para igualar en grosor con el resto de las partes de la mesa.
Una vez seco lijo suavemente y muy importante limpiar bien todo el polvo...pues en mi caso debe trabajar la cola de contacto y ya saben no debe haber nada de polvo.


Bueno en esta foto pueden ver el primer plano, Aguaplast reparador madera de Beissier , les dejo su ficha técnica para que puedan ver todas sus características.
Y bueno en la foto también pueden apreciar como queda una vez seco y lijado. Listo para luego poder fijar la chapa de madera.



En esta foto, no se aprecia muy bien lo que es pero ahora les cuento...esta foto tiene truco.
El listón de madera se trata de un junquillo, al que sumerjo en agua durante varios días, y luego en una mesa de metal redonda le voy fijando con  mordazas logrando así cuando este  junquillo seque se quede de forma curva.


Bueno y ya el trabajo va más avanzado, pueden ver el sobre de la mesa ya limpio, además de todas las partes de la misma.
El listón que ven encima de la mesa es el resultado de haberle curvado con humedad y mediante presión.


Esta foto deja ver como queda el chapado, nuevo que añadí a la parte más dañada.


Y en esta otra foto pueden ver como queda el junquillo ya curvado y fijado en su sitio mediante cola de carpintero y clavillos de la grapadora, que quedan oculto  le dan mayor resistencia.


El sobre de la mesa, le di un acabado de aceite linaza, ya que es simplemente una hidratación y queda muy resistente al uso  y como consecuencia a las manchas.


Con masa de secado al aire y molde de silicona, le hice esos pequeños detalles. Ya que en la parte alta de cada una de las patas faltaba junquillo original.
Para el acabado usé El "Blanco antiguo" de Autetentico Vintage una estupenda pintura a la tiza.
Apliqué una generosa mano de esta pintura para seguidamente una vez seca con una lija hacer los desgastados por las zonas deseadas, para luego finalizar con dos manos de cera "Clear" también de Autentico. Siempre respetando lo tiempos de secado y pulido entre mano y mano con un buen paño de algodón.




En esta foto del sobre de la mesa se  pueden apreciar trozos desprendidos de los bordes del chapado.


Y en esta foto se aprecia como quedan reintegrados los trozos de chapado que faltaban a los bordes del  laminado del sobre de la mesa.
Ya saben que el acabado del sobre de la mesa, es una mano de aceite de linaza y para igualar el tono de los trozos de laminado que añado, le doy aceite de linaza con un poquito de betún de judea...logrando así igualar el tono.


Bueno y esta es la mesa ya terminada, tengo que decir que me dio muuucho trabajo, pero el resultado creo mereció la pena y  a su dueño le gustó mucho como quedó.

Con este trabajo pretendo unirme al reto Recicla y crea del mes de diciembre, ya que la ganadora del reto del mes pasado fui yo, con la tumbona que reciclé usando lamas de un viejo somierhttp://crea-construye-recicla-restaura.blogspot.com/2021/11/como-repare-una-tumbona.html

Y aquí muestro con orgullo mi diploma de ganadora, todo un honor que mi trabajo fuera votado entre tantos y tan buenos como había.


Nuestra amiga Anna del blog "Diy de todo un poco" siempre nos anima con este y otros retos.

  

Y como este es el último post del año, pues solamente desearles todo lo mejor y sobre todo mucha salud, que dado los tiempos que corren ya es mucho.

Un abrazo muy grande espero les guste este proyecto y como siempre les digo agradezco sus comentarios y críticas constructivas que me ayuden a seguir mejorando. Muchas gracias por estar al otro lado.





7 comentarios:

  1. La restauración y el chapado han quedado impecables,Belén, como todo lo que pasa por tus manos de artesana amiga.
    Muchos bravos por un trabajo espectacular.
    Besitos y que 2022 venga cargado de bendiciones para ti y tu familia.

    ResponderEliminar
  2. Me asombra la facilidad con que te manejas en la restauración de los muebles de madera. Y, aunque no comprenda muchos de los términos, me gusta leerte, porque siempre aprendo algo nuevo contigo. Por cierto,¡menudo cambio que se aprecia ya en cuanto le aplicas el Aquaplast! (desconocía que exisitese uno específico para este tipo de superficies). En cuanto a las nuevas molduras en la parte alta de las patas, no pueden quedar mejor, de verdad. ¡Qué artista!

    ¡Cómo me alegro de que el propietario de esa mesa haya confiado en ti para recuperarla!

    ResponderEliminar
  3. ¡Feliz 2022! Que le he dado a "responder" antes de tiempo.

    ResponderEliminar
  4. Es un trabajo espectacular, Belén, una maravilla de las tuyas!.
    Muchísimas gracias por querer sumarte, y muy feliz año!.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. La mesita goza ahora de nueva vida gracias a tu magia.

    ResponderEliminar
  6. Menudo cambio maja! Estaba hechita polvo y ha quedado fantástica, que manos tienes!!

    ResponderEliminar
  7. ¡Magnífico trabajo, Belén! ¡No te da miedo nada!

    Besos mil de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar